Estudiar inglés en Irlanda ¿qué alojamiento es el mejor?

Si estás pensando en estudiar inglés en Irlanda, elegir el tipo de alojamiento para tu estancia en el país nativo será casi tan importante como el curso de inglés. Según tu edad, tu forma de ser y lo que busques en tu experiencia, será más adecuado uno un otro alojamiento.

¿Qué tipo de alojamiento es mejor en Irlanda?

Sencillamente te diré que si tu objetivo es aprender inglés al máximo, la familia es la mejor opción.Tendrás la opción de hablar inglés todos los días con nativos y tu oído se acostumbrará al acento. Y dirás, pues claro que mi objetivo es aprender inglés, ¿cuál si no? Bueno, estudiar inglés en Irlanda puede ser una de las experiencias de tu vida. Es cierto, aprender inglés es el objetivo, pero sin darte cuenta experimentaras sensaciones que hasta entonces no habías tenido: el clima, el ambiente, un país distinto, conocer a gente de otros países, amistades para toda la vida, conocer una cultura nueva, descubrir costumbres diferentes.

Vamos a tratar de ayudarte con una lista con las características de cada alojamiento. En nuestra agencia, sólo trabajamos con cursos y academias en Irlanda, por lo que lo personalizaremos un poco:

1. Alojamiento en familias

Lo mejor es contratar una habitación individual, para tener un poco de intimidad. Las familias anfitrionas (host families) son cuidadosamente seleccionadas por las escuelas para que el alumno tenga una estancia cómoda.

  • Inmersión lingüística 100%. Ya lo hemos comentado, es la mejor opción si quieres hablar inglés todos los días en en ambiente distendido y natural. Pondrás a prueba todas tus habilidades y capacidades. Tendrás que hacerte entender para expresarte en el día a día.
  • Conocerás la cultura del país. El alojamiento en familias te permitirá conocer la cultura irlandesa y sus costumbres del país al que vayas. Es parte de la experiencia, descubrir cómo son, qué hacen o cómo viven.
  • Tendrás que adaptarte a la familia. Vivirás con en la casa con irlandeses, por lo que tendrás que adaptarte a sus horarios y costumbres. En Irlanda se come a la 1 y la cena suele ser entre las 6.30 y las 8, algo común en países anglosajones (y en casi toda Europa). Irse a dormir a diario más tarde de las 12 no es muy habitual.
  • Media pensión. El alojamiento en familias suele incluir media pensión. Incluso por un poco más puedes tener pensión completa. Esto supondrá un ahorro para ti durante tu estancia. Quizá la pensión completa no es muy recomendable ya que irás a cenar con compañeros y amigos muchas noches.
  • En las afueras: las casas de las familias irlandesas suelen estar en las afueras, ya que les gusta vivir en casas grandes tipo chalet. Las distancias son pequeñas en Irlanda, por lo que nunca están a más de media hora del centro de la ciudad en transporte público.

2. Habitación en piso compartido

Si buscas vivir tu experiencia de una forma más libre, disfrutando de la ciudad, del ambiente y estar más cerca del centro, puede que los apartamentos para estudiantes sean tu mejor opción.

  • Libertad e independencia: Si prefieres vivir la experiencia de otra forma, aprendiendo inglés pero disfrutando de tu estancia como si fueran vacaciones, una habitación en un piso puede ser una opción ideal para ti.
  • Relación con otros estudiantes. Tus compañeros de piso suelen ser estudiantes de inglés, como tu. Podrás hacer amigos y hablar en inglés con tus compañeros de piso internacionales.
  • Cerca del centro. Los pisos que proporcionan las academias están más cerca del centro que las casas de las familias de acogida. En ocasiones, a 5 minutos de la escuela. Dublín es una ciudad pequeña en cualquier caso, todo está muy “handy”.
  • Régimen de sólo alojamiento. No incluyen comida como en las familias. Tendrás que encargarte de comprar comida y lo que necesites durante tu estancia.
  • Totalmente equipados. Una de las ventajas es que podrás usar la cocina, la nevera, la vitro, lavadora y demás electrodomésticos y muebles que tenga la casa.

3. Residencia de estudiantes

Si eres adolescente o joven menor de 25 años, puede que la residencia sea buena opción para ti. Debes tener en cuenta aunque te ahorrarás algo en tu presupuesto, no tendrás los mismos servicios que en otro tipo de alojamiento. Pero si eres joven, no te importará tanto.

  • Varias camas en la misma habitación. Depende el precio y de la disponibilidad, las residencias de estudiantes tienen habitaciones con distinto número de camas, en literas: entre 2 y 12 camas.
  • En el centro. Las residencias de estudiantes suelen estar cerca de las academias, para que los alumnos no lleguen tarde a clase!
  • Para un público joven. Si no eres tan joven y el ruido o compartir con varias personas no te apasiona, mejor elegir otro tipo de alojamiento. Si por el contrario buscas conocer gente y algo de diversión, las residencias son para ti.
  • Cocina y comedor compartido. Podrás usar la cocina y el comedor de la residencia, aunque tendrás que compartirlo con el resto de estudiantes de la residencia. Si no te organizas, tendrás que esperar para usar los distintos aparatos como microondas o la cocina para preparar tu comida.

Esperamos haberte ayudado en esta difícil tarea que supone elegir el alojamiento  de tu curso de inglés en Irlanda. En cualquier caso, es fundamental que hables inglés fuera de las clases. Es una de las ventajas de estudiar inglés Irlanda, tienes la posibilidad de practicar inglés de verdad en situaciones reales: en el supermercado, en el bar, en la calle, hablar con compañeros, conocer gente, etc. Ir a clase es sólo el 50% de la experiencia. Hay otro 50% fuera del aula, no menos importante. 

Deja un comentario